El dolor trae un mensaje de cambio

¿Cómo es posible que nos sorprenda que la pérdida también nos alcance a nosotros? ¿Cómo puede ser que nos pille sin haber pensado o hablado sobre ello, sin haber entrenado ciertos recursos? La transitoriedad de los hechos nos garantiza la visita biográfica del dolor emocional antes o después . Pero, claro, los humanos somos seres frágiles -aunque no solo- y ello nos inclina a evitar atender lo que tememos y nos hiere. Rehuimos el pesar pero en el momento en el que este se nos imponga y nos arrincone ¿qué haremos? ¿Intentaremos huir? ¿Probaremos a anestesiarnos con la sobreactividad? ¿Entraremos en dejadez o victimismo? ¿O tal vez recorreremos ese misterioso camino con dignidad, consciencia y humildad?

Porque si algo necesitan el hombre y la mujer de hoy son pistas sobre cómo acoger y dotar de sentido a su dolor. Es precisamente en esa experiencia cuando se reconoce a las personas sabias por su capacidad para movilizar un nuevo potencial de oportunidad y asomarse a aquellos rincones de su ser que hasta entonces permanecían eclipsados. Ellas están en el presente real y, al tiempo, confían en algo más grande que nos sostiene y nos guía a todos. Ellas entienden que si la vida trajera siempre comodidad habría poco crecimiento y son conscientes de que si antes otros pudieron transformar la aflicción, ellas también podrán. Porque entrar en el pesar no nos confiere el derecho a la laxitud de las responsabilidades adultas, ni a la negligencia en el autocuidado ni tampoco a situar fuera de la propia trayectoria el eco de nuestras actuaciones. 

Si supiéramos, si lo supiéramos de verdad, si en nuestro corazón estuviéramos convencidos de que la vida es buena y tiende al crecimiento, incluso cuando atravesamos momentos turbulentos, confusos o dolorosos, entonces podríamos renacer con facilidad tras la crisis.Podríamos estrenar una nueva sensibilidad y una conciencia real que nos permitiría entregar nuestros roles y personajes, soltar nuestros anhelos y temores y descansar más profundamente en el ser, relativizando el hacer. Habitaríamos en la trascendencia, la confianza, el sosiego y la ligereza. A ello nos invita la visita del dolor. 

Se puede comprar en:   https://www.sanpablo.es/editorial/f/el-poder-del-dolor/9788428557627

Libertad, igualdad... y la revolución de la fraternidad que va a llegar

Doscientos años después de la revolución que abrió las puertas a la modernidad, su propuesta sigue inconclusa. La arquitectura que se ha levantado en torno al lema «libertad, igualdad, fraternidad» está desnivelada. Mientras que en nombre de los dos primeros principios se han ensayado gobiernos, propuestas políticas y leyes, ¿dónde ha quedado la fraternidad en la construcción de nuestro mundo? ¿Es hoy un término en progresivo desuso, asociado a un perfil humano poco atractivo? 

 

Puede que lo sea, o que lo haya sido, pero lo cierto es que, pese a todo, la menos reputada de las tres capacidades históricas modernas va a ser la gran protagonista de las próximas décadas. Los últimos treinta años de investigaciones neurocientíficas y psicológicas van a hacerle justicia, porque en los laboratorios se ha constatado que la fraternidad es la llave de la felicidad; de la cotidiana y la trascendente, la que da sentido a la vida del ser humano.



Gracias a los estudios más recientes sabemos que el bienestar individual y social se construye con la suma comunitaria y no con la resta competitiva, que el altruismo es el camino más recto para llegar a la felicidad, que es más urgente desaprender que seguir reproduciendo los mismos esquemas, que se puede hacer crecer el amor compasivo a través de la práctica voluntaria… En definitiva, que la revolución de la fraternidad está en nuestras manos y ya es imparable.



Una apuesta por la solidaridad, la fraternidad y el optimismo como fórmulas para alcanzar la felicidad, la propia y la de los que nos rodean.



Se puede comprar en  http://www.planetadelibros.com/la-revolucion-de-la-fraternidad-libro-91910.html

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now